El Museo de Maricel de Sitges rinde homenaje al paisaje novecentista de Joaquim Sunyer

Una instalación con cuatro obras celebra el centenario de ‘Cala Forn’, donde el artista culmina la síntesis de clasicismo, idealismo y humanización

El Museo de Maricel pone la alfombra roja a Joaquim Sunyer para saludar cuatro obras suyas, que llegan cedidas por diversas colecciones, con motivo del centenario de Cala Forn (1917), uno de sus óleos más emblemáticos y que representa la más llena humanización del paisaje novecentista. La instalación se ha ubicado en la Sala Sert del Museo de Maricel y ha sido bautizada con el título de El paisaje novecentista de Sitges. Cien años de Cala Forn’ (1917-2017), de Joaquim Sunyer.

La instalación dedicada a Joaquim Sunyer está integrada por cuatro obras del mismo artista: Cala Forn (1917), que es la que ha motivado la iniciativa y que ha sido cedida por el Museo Nacional de Arte de Catalunya; Pastoral (1910-11) cedida por la Casa – Archivo Joan Maragall; Paisaje de Sitges (c. 1920), cedida por el Museo Nacional de Arte de Catalunya, y Paisaje de Miralpeix con vistas a Pere Pau (s.d.), cedida por Dolors Junyent Galería de Arte.

El paisaje novecentista de Sitges. Cien años de ‘Cala Forn’ (1917-2017) se ha inaugurado hoy, jueves 25 de mayo, con la presencia de la concejal de Cultura, Rosa Tubau; el director del Museo Nacional de Arte de Catalunya, Pepe Serra, y la directora de Museos de Sitges, Vinyet Panyella. La exposición está organizada por Museos de Sitges, con la colaboración del Ayuntamiento de Sitges, la Diputación de Barcelona, la Generalitat de Catalunya y el Museo Nacional de Arte de Catalunya. La instalación se podrá ver hasta el mes de octubre.

Cala Forn y el paisaje de Sunyer

La muestra supone la escenificación del paisaje de Sitges idealizado por Joaquim Sunyer a comienzos del siglo XX y concentrado en cuatro pinturas. Con Cala Forn, Sunyer culmina la síntesis el clasicismo, idealismo y humanización absoluta del paisaje ideal trazado por el Novecentismo. El paisaje idea se humaniza en una síntesis conciliadora que marca un punto de inflexión en la evolución del artista y donde el tratamiento de la figura humana consigue un alto nivel de depuración, simplicidad y verosimilitud que se asimilan al retrato, una vía que Sunyer no ha dejado de practicar y que arranca con más fuerza a partir de este paisaje.

Los paisajes de Sunyer insisten en una idea compositiva del paisaje rural sin concesiones al tópico de las imágenes más conocidas. La elección de lugares inéditos hasta el momento como materia pictórica conlleva la expansión plástica de la geografía local, que el artista trabaja con insistencia. Lugares como las hondonadas del Picorb o las vistas del Clot dels Frares, la Riera de Ribes y Miralpeix consolidan el paisajismo Sunyer a lo largo de los años veinte del siglo XX.

En aquel momento, la fuerza del paisaje es diluye y se substituye por otra mirada,  patente en los retratos, los desnudos y las escenas familiares dentro del correlato estético de la Nueva Objetividad. Desde 1928 hasta 1938 deviene “la cabeza y guía de la pintura catalana”.

La Sala Sert de Maricel

El espacio escogido por Museos de Sitges para acoger la instalación no es casual: la Sala Sert del Museo de Maricel está integrada por ocho pinturas de Josep Maria Sert realizadas el 1916 con motivo de la Gran Guerra y permiten enmarcar las obras de Sunyer en su tiempo, pero en un contexto radicalmente diferente. En la Sala Sert, se instaló durante la exposición Ramon Casas, la modernidad anhelada el ámbito dedicado a la Poética de las multitudes, donde, entre otras obras lucía el óleo dedicado a la Salida de la procesión de Corpus de Santa Maria del Mar (1896, MNAC).

Los otros Sunyer de Museos de Sitges

El Museo de Maricel tiene tres óleos de Joaquim Sunyer dos de los cuales pertenecen a la Colección de Arte de la Villa de Sitges y otro al Fondo Maricel. Las colecciones del Consorcio del Patrimonio de Sitges también ha incorporado otro Sunyer procedente de Can Falç. El Museo de Maricel, tiene actualmente cuatro obras cedidas por parte de depósitos externo.

Maternidad (1908), Museo de Maricel (Colección de Arte de la Villa de Sitges)

Amadeu (1923), Museo de Maricel (Colección de Arte de la Villa de Sitges)

Retrato de Montserrat Gorgas i Ferrer (1930), Museo de Maricel (Fondo Maricel)

Mujer (1919), Can Falç (Fons Can Falç de Mar, Reserva)

Las hermanas Ribas (1913), Museo de Maricel (Depósito MNAC), actualmente en la exposición temporal del Museo Morera, de Lleida

Las dos cotorras (1917), Museo de Maricel (Depósito MNAC)

El oriol (1911), Museo de Maricel (Depósito MNAC)

Retrato del poeta Trinitat Catasús (1916), Colección particular. Depósito temporal Museo de Maricel

 

Obras en préstamo para la instalación

Cala Forn (1917), Préstamo del Museo Nacional de Arte de Catalunya

Pastoral (1911), Préstamo de la Casa – Archivo Joan Maragall (Generalitat de Catalunya)

Paisaje de Sitges (c. 1920), Depósito del Museo Nacional de Arte de Catalunya al Museo de Maricel

Paisaje de Miralpeix amb vistes a Pere Pau (s.d.), Préstamo de Dolors Junyent Galería de Arte